4 Razones por las que puede fracasar la implantación del ERP ODOO

By Dani Granero
In ERP ODOO
Abr 30th, 2019
0 Comments
203 Views

4 Razones por las que puede fracasar la implantación del ERP ODOO

Cuando decidimos implantar un ERP puede ocurrir que se fracase en el proceso. Esto no suele ocurrir con frecuencia pero a veces pasa.

¿Qué se entiende por fracaso en la implantación de un ERP?

Normalmente un “fracaso” en la implantación ocurre cuando el cliente espera un resultado que no está obteniendo.  Una vez ocurre esta situación las empresas recurren a diversas decisiones, como por ejemplo continuar la implantación con otra empresa consultora, aparcar la implantación y continuar con el programa de gestión anterior o cambiar a un nuevo ERP. Otras empresas se resignan con el resultado de la implantación y continúan con el ERP a pesar de no cumplir al 100% las expectativas.

 

razones fracaso implantación ERP ODOO

 

Como imaginareis todos los problemas tienen el mismo origen y denominador común “no cumplir con las expectativas” por esa razón hay que tener muy claro qué se quiere conseguir y trazar un plan de cómo conseguirlo. Ver artículo ¿Qué esperas conseguir con la implantación del ERP ODOO?

 

A continuación, os comentaré 4 razones por las que puede fracasar la implantación del ERP ODOO:

Razón Nº 1. No informarse correctamente sobre las características, las necesidades y el funcionamiento del ERP ODOO. Muchas empresas oyen o leen mensajes como “barato”, “sin licencias”, ”gratis”, “multidispositivo”, “multiusuario”…. Pero se olvidan de lo realmente importante, ODOO es un ERP, es un sistema de gestión integral que implica a todas o casi todas las áreas clave de la empresa. Ver artículo ¿Qué es el ERP ODOO? Puedes comparar el ERP ODOO con otros ERPs como NAVISION o SAP. Antes de decidirte por un ERP infórmate todo lo que puedas sobre el mismo y averigua si cumple con los requisitos que tu empresa necesita. El fracaso comienza cuando por falta de información la empresa piensa que el ERP ODOO realiza muchas funciones por defecto, o realiza sin necesidad de desarrollo las funciones que necesita. Infórmate qué tiene el ERP ODOO de base, de módulos disponibles, de necesidades de desarrollo o adaptaciones, infórmate también sobre las necesidades de migración de datos, las plantillas, informes, los requisitos del hardware y el mantenimiento del sistema…

 

Razón Nº 2. No trasladar correctamente a la empresa consultora o al responsable técnico todas las necesidades que tiene la empresa respecto a las funcionalidades del ERP. Esto además de ser causa de fracaso suele ser causa de conflicto entre la empresa y la consultora. Muchas empresas deciden implantar con el método “sobre la marcha”, es decir, vamos incorporando funciones según se vaya viendo la situación. Otras empresas dan por hecho funciones básicas en el estándar del ERP, pero se olvidan de que es un ERP internacional, de código abierto y que lanzan nuevas versiones cada año. La cantidad de opciones de configuración y de parametrización son inmensas, y en consecuencia, si la empresa no indica a la consultora lo qué necesita, la consultora da por hecho que la empresa no lo necesita. Esto puede dar lugar a que algo que la empresa considera clave, no se lo ha comunicado a la empresa consultora, la empresa consultora no lo ha incorporado en el presupuesto o en la lista de requisitos, la empresa una vez realizada la implantación lo solicita dando por hecho que estaba incluido y la empresa consultora se niega a incorporarlo en el presupuesto inicial teniendo que incorporarse en una ampliación, obviamente esto causa tensiones y conflictos que pueden perjudicar al conjunto de la implantación.

 

Razón Nº 3. La falta de un líder de la implantación por parte de la empresa. Esto lo explico en el artículo La importancia del líder del proyecto en la implantación de cualquier ERP

Sin líder no hay organización, no hay supervisión, no hay testeos, no se avanza, se abandonan muchas actividades, no hay consenso…. Y todos estos ingredientes pueden hacer que la implantación fracase.

 

Razón Nº 4. La falta de actitud y cualidades técnicas de algunos empleados de la empresa a la hora de asumir el cambio del sistema. Hay empleados que por diversas razones sabotean la implantación, negándose a contribuir, demorando actividades, no aceptando la formación…  También hay que tener en cuenta que poner en marcha un ERP es como ponerse por primera vez en el asiento de un fórmula 1, aunque sepas conducir, te vas a encontrar con un escenario completamente distinto a la conducción de un utilitario. No es lo mismo gestionar un programa de contabilidad específico que la contabilidad integrada en la gestión de la empresa. Esto no significa que sea más complicado, todo lo contrario, realmente es más sencillo ya que reduce enormemente el trabajo administrativo y elimina la duplicidad de trabajos, pero hay que saber manejarlo y comprenderlo, y para conseguirlo el personal clave debe tener la ilusión de que el cambio será para mejor.

 

Más información sobre ERP ODOO

 

Si necesitas más información sobre una implantación o formación no dudes en contactar conmigo. dani@cashtrainers.com

 

Más vídeos en mi canal de YouTube 

Publicado por: Dani Granero

Datos contacto

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies